Llega una nueva ley para impulsar los pagos con tarjetas: te contamos cuándo, cómo y por qué

El pasado 4 de julio, el Gobierno aprobó el Real Decreto-ley 8/2014, “de aprobación de medidas urgentes para el crecimiento, la competitividad y la eficiencia” (B.O.E. PDF), cuyo contenido afecta de pleno al sector de los medios de pago. El principal objetivo de estas medidas, que son un anticipo del Reglamento sobre las tasas de intercambio para operaciones de pago basadas en una tarjeta, es ayudar a impulsar el mercado interior de pagos en la UE.

En definitiva, con estas medidas se está buscando es animar a que las empresas y sus clientes elijan pagar con “dinero de plástico”, a través del abaratamiento del coste por operación. A continuación, vamos a ver cuándo entra en vigor y cómo afecta al ciudadano de a pie y a las empresas.

¿Cómo y cuándo aplican las nuevas medidas para animar el sector de pagos?

Las nuevas medidas para el sector de los pagos con tarjeta entran en vigor el próximo 1 de septiembre de 2014 y sólo afectan a los llamados “sistemas de cuatro partes”, es decir, a las tarjetas de Visa y Mastercard. Los sistemas de 3 partes, como es el caso de American Express, no están afectados por esta normativa.

Lo que se ha aprobado en este Real Decreto es un conjunto de medidas que limita y reduce la tasa de intercambio, que es la cantidad de dinero que tiene que pagar el banco adquiriente al banco emisor en cada operación. Dicho con otras palabras, se ha limitado y reducido la cantidad de dinero que el banco del comercio le tiene que pagar por cada operación al banco del cliente que paga con tarjeta.

Esta medida provoca que se extienda el efecto de la bajada de la tasa de intercambio a la tasa de descuento (dinero que le cobra el banco al comercio que le contrata un TPV), lo que significa que los comercios tendrán menos gastos financieros por los pagos con tarjetas y, por tanto, podrán ajustar a la baja los precios de sus productos y servicios.

En resumen, la nueva legislación que afecta al esquema de pagos va a provocar que los bancos cobren menos dinero por cada operación y que, por extensión, se abaraten las comisiones que cobran a los comercios por cada operación que realizan en el TPV, lo cual debería repercutir algo en los precios y a que los comercios, animen a pagar con tarjeta bancaria.

El dinero en efectivo viene bien para algunas cosas, pero hay que tener en cuenta que para un negocio, el hecho de disponer de efectivo en caja también supone un riesgo (pérdida, robo, hurto) y un trabajo de gestión importante (cierre de caja, recuento, ingreso en cuenta en oficina bancaria). Por eso, los pagos con tarjeta bancaria suponen una interesante vía para simplificar la gestión de la tesorería del negocio.

¿Qué consecuencias tienen estas medidas para los clientes de las entidades bancarias?

La primera consecuencia de las nuevas medidas es que los bancos tienen que reorganizar su negocio de pagos para garantizar que es rentable en el nuevo marco. Dependerá mucho de la situación y política de cada entidad, pero ya se apuntan en el sector medidas como la repercusión del coste al cliente o al comercio, vía comisiones de mantenimiento, por ejemplo (en ING DIRECT no se cobra a clientes ninguna comisión de mantenimiento por tarjetas bancarias, ni tampoco por TPV en comercios).

Vuelve a ponerse de manifiesto la importancia de elegir bien el TPV, en el caso del comercio y la elegir la tarjeta bancaria que mejor conviene a cada persona. De ahora en adelante se verán cambios y nuevas políticas comerciales, por lo que habrá que replantearse alguno de estos productos afectados.

Además, es posible que se ofrezcan nuevos productos y servicios, como financiación de compras con coste, planes de fidelización con descuentos y ofertas y, en sentido contrario, un recorte en ciertos servicios ya existentes, como es el caso de los seguros.

Vía | Finanzas a las 9

En Naranja | Cómo funcionan las tarjetas de crédito sin cambiar de banco

Imagen | itkannan4u

Conversación

  • Jose

    Y por que hay que seguir mostrando el DNI al pagar con tarjeta?, no se hace en ningun pais del mundo menos aqui en España

    • Josep Camós

      Ya, a mí también me llama la atención. ¿Acaso mi tarjeta no va con PIN? ¿Pues para qué me piden el DNI? Anteayer lo enseñé poniéndole todo el dedo índice sobre mi nombre y apellidos, y no me dijeron ni pío. Para mí que la cajera ni se dio cuenta. #TrueStory

      • minue

        A mi en Mercadona y otros sitios, si pago con PIN no me lo piden, pero en otros sitios sí y les digo: lo tengo aquí en la cartera, pero al pagar con pin no es necesario… y me contestan “pero es obligatorio!!” Y yo les digo que no, pero que se lo enseño para tener la fiesta en paz.

        • Anderson Troller

          a día de hoy en pocos sitios te piden el dni si la tarjeta es de pin. Aunque depende del comerciante/caje@, a mi tampoco es que me moleste demasiado, tengo el dni y la tarjeta en el mismo bolsillo de la cartera…

  • Josep Camós

    A ver si de esta forma se bajan los importes mínimos con los que algunos establecimientos cobran con tarjeta.

  • Pues a día de hoy los bancos no están aplicando esta ley, siguen combrando las viejas comisiones. Concretamente el Banco Santander al menos….

  • Pingback: ¿Qué es y para qué sirve la SEPA? - En Naranja, ING DIRECT()