¿Qué puedo hacer si he presentado la Declaración de la Renta con errores?

Son muchos los contribuyentes a los que Hacienda ya les ha abonado el resultado de la Declaración en su cuenta bancaria, si les ha salido a devolver, o les ha cargado dicho importe, si les ha salido a pagar. Sin embargo, en algunos casos, después de presentar la Declaración, nos damos cuenta de que no contiene todos los ingresos del declarante, de que no hemos incluido todas las deducciones o que éstas se han aplicado de forma errónea.

Si nos encontramos en esta situación, debemos saber que podemos subsanar todos estos errores de forma fácil, siempre que nos encontremos dentro del plazo de presentación de la Declaración.  Aunque, eso sí, tendremos que utilizar un procedimiento u otro en función de quién se haya visto favorecido por estos errores, Hacienda o el contribuyente.

Si los errores son favorables a Hacienda

En el caso de que los errores favorezcan a Hacienda, es decir, si la cuota diferencial da como resultado un importe inferior al inicial a ingresar o una cuota mayor a devolver al contribuyente, se puede solucionar el problema presentando una declaración complementaria. Básicamente, se trata de presentar una segunda declaración incluyendo todos los datos corregidos.

El proceso para realizar y presentar una declaración complementaria es sencillo. Para ello, utilizaremos el Programa PADRE correspondiente al ejercicio que queramos subsanar. Una vez descargado, procederemos a rellenar la declaración con los datos presentados en su momento y los que queremos incluir. Acto seguido, solo tendremos que marcar la casilla 120, 121, 122, 123 y 124, según corresponda el resultado de la declaración presentada en su momento.

Es importante presentar la declaración complementaria dentro de plazo. De lo contrario, estaremos obligados a abonar un recargo de entre el 5 y el 20% dependiendo del retraso. Si, además, transcurre un año, también habrá que pagar intereses de demora.

Si los errores son favorables al contribuyente

El segundo supuesto es haber cometido algún error al presentar la Declaración de la Renta en nuestro perjuicio, al haber pagado más de lo que deberíamos o recibido una cuota menor a la que nos correspondería. Estos errores se producen normalmente por declarar indebidamente rentas exentas, computar importes por cuantía superior a la debida u olvidar practicar deducciones o reducciones a las que el contribuyente tenía derecho.

La vía para subsanar esta situación es mediante la interposición de una solicitud de ingresos indebidos, con base en la declaración original y en la corrección que acompañaremos. Este trámite se podrá realizar a través de la página web de la Agencia Tributaria o en la Delegación que corresponda al domicilio fiscal del contribuyente.

Es importante tener en cuenta que en estos casos no procede realizar declaración complementaria, la cual está solo pensada para los supuestos en los que la Agencia Tributaria sale perjudicada.

En definitiva, no existe una única forma de corregir los errores cometidos al presentar la Declaración. Es importante determinar en qué caso nos encontramos y subsanar los errores siguiendo el procedimiento correcto y en los plazos establecidos. De lo contrario, lo más probable es que tengamos que asumir un sobrecoste en forma de recargo o intereses de demora.

En Naranja | No me ha llegado el borrador de la Declaración de la Renta, ¿a quién tengo que pedírselo?

Conversación

  • Daniel

    ¿Se puede presentar una declaración complementaria a través de la aplicación web? Tengo que presentar la de 2013 y no se si tengo que ir a la oficina físicamente o puedo hacerlo desde casa a través de la aplicación.