¿Estamos ante el fin de los sistemas operativos de pago?

Los fabricantes de tecnología constantemente mejoran sus productos y lanzan nuevas versiones para dar respuesta a las necesidades de los consumidores, no sólo en cuanto a funcionalidades, sino también en formatos y precios. Precisamente el tema del precio está siendo protagonista en las últimas horas porque el presidente de Microsoft Indonesia ha anunciado que los usuarios de Windows 8 no tendrán que pagar por actualizar sus equipos a la nueva versión del sistema operativo (Xataka).

Aún hay dudas desde algunos sectores pero, de confirmarse al 100 % esta noticia, supondría el fin de una era en el mundo de la informática, en la que los usuarios ya no tienen que pagar por instalar un sistema operativo, sino por dispositivos integrados (hardware + software) y aplicaciones. Apple, competidora de Microsoft, dio ese mismo paso a finales de 2013, poniendo en el mercado su nuevo sistema a coste cero para los usuarios. ¿Pasará página la informática y caerá el último gran sistema operativo de pago?

El avance de la tecnología provoca cambios que hoy pueden parecer imposibles

Quien lo iba a decir, el sistema operativo gratis para todos los usuarios de ordenadores de sobremesa. De momento, sólo está confirmado para los de Apple, que ya llevan un año disfrutando de esta situación, pero puede que pronto se extienda esta política de precios a los de Windows. Los de Linux, como es un software libre, disfrutan del sistema sin coste desde sus inicios.

El cambio en la política de precios se fundamenta en que, para los usuarios de hoy en día, lo importante no es tanto el sistema, sino las aplicaciones que pueden ejecutar sobre él y los dispositivos en los que pueden ejecutarlo. En esto ha tenido bastante que ver la llegada de la web y los estándares para desarrollar aplicaciones, que han llevado a que muchas de ellas estén disponibles en las diferentes plataformas (OSX de Apple, Windows de Microsoft, Linux e incluso en sistemas para dispositivos móviles).

Por todo lo anterior, se puede decir que el sistema operativo de los ordenadores se ha convertido en un commodity, es decir, un producto necesario pero que no interesa al consumidor pos sí solo. Le interesa más la experiencia de usar unas determinadas aplicaciones o de disponer de un determinado dispositivo, de calidad, pero como conjunto de software más hardware y no sólo por el sistema operativo en sí mismo. Esto lleva a que el consumidor no quiera pagar por el dispositivo y sí por las aplicaciones, que son los productos y servicios que éste percibe que le aportan valor realmente.

Otros ejemplos de productos tecnológicos cuyo precio pasó a ser cero

En el mundo de la tecnología, se pueden encontrar más ejemplos de productos que han pasado de tener un precio determinado a valer cero. Por ejemplo, la llegada de Whatsapp y otras aplicaciones de mensajería instantánea que se instalan en los móviles, ha provocado la caída en picado de los sms, servicio que la mayoría de las operadoras hoy en día no facturan a sus abonados. El precio ha bajado tanto y se usan tan poco, que se puede decir que casi no merece la pena para la mayoría de los usuarios.

Otro ejemplo es el de las llamadas de voz, que han visto también caer su precio, tanto para la telefonía fija, como para las realizadas desde móviles. La llegada de las conexiones de datos de alta velocidad, ha permitido desviar muchas comunicaciones hacia otros canales (chat, email, redes sociales) y sobre otros soportes más baratos (voz sobre IP), lo que ha llevado a que el producto, al menos tal y como se le conocía hasta ahora, sufra una cierta devaluación y los usuarios ya no perciban tanto valor como antes. Esto lleva, irremediablemente, a una bajada de precio.

A poco que se busque, aparecerán más casos. La prensa en papel, sustituida por las aplicaciones y servicios de noticias online; los libros, ahora en formato ebook; las impresoras 2D, cuyas ventas han caído porque ahora la mayor parte de los documentos se distribuyen y consumen en formato electrónico y no en papel; entre otros. Igual que la televisión en blanco y negro dio paso a la nueva generación en color, muchos otros sectores se ven transformados y surgen nuevas tecnologías que los cambian y los hacen mejores. ¿Cuál crees tú que será el siguiente paso en la informática?

En Naranja | ¿Cuándo es el momento de cambiar de ordenador?
Imagen | Picography

Conversación