13 recordatorios clave para las rebajas: tus derechos y los trucos para aprovecharlas

Como cada enero, llegan las rebajas. En la mayor parte del país empiezan el día 7, pero en Madrid y en Murcia ya han dado su pistoletazo de salida, ayudando a ahorrar un poco a aquellos que han decidido ser de los Reyes Magos. Sea como fuere, y empiecen cuando empiecen, es imprescindible tener en mente estos 13 recordatorios clave para las rebajas: tus derechos y tus trucos para aprevcharlas.

Conociendo al enemigo

* Lo primero de todo es conocer a nuestro “enemigo”. Saber cual es el origen de las rebajas nos ayudará a entender qué motiva a los vendedores a rebajar sus productos y por qué se aplican tales descuentos a los productos textiles, lo que a su vez nos proporcionará información útil a la hora de tomar nuestras decisiones de compra.

Conociéndonos a nosotros mismos

Además de conocer bien las técnicas habituales de los comercios durante las rebajas, es importante conocer bien nuestra propia psicología como consumidores, porque eso nos ayudará a controlar nuestros instintos o incluso usarlos para nuestro beneficio.

* Por ejemplo, ¿sabíais que un mamut influye en nuestro comportamiento a la hora de comprar? Estoy seguro de que no, pero se podría decir que es la explicación científica a ese extraño deseo de salir de compras sin tener nada que comprar que a veces nos invade, ya que estamos programados biológicamente para salir a dar una vuelta cada día, a ver qué nos podemos llevar de premio, ya sea un mamut en la prehistoria o una ganga en los días de rebajas.

* Más familiarizados estaréis con cómo nos influye el orden y desorden de las tiendas a la hora de comprar o de cómo puede afectarnos la escasez inducida a la hora te tomar la decisión de compra.

* Nuestro peor enemigo, sin embargo, es el valor psicológico de los precios, que hace que nuestra mente se nuble a la hora de apreciar un precio, si me permitís la redundancia.

* Por último, debemos hacer esfuerzos para tratar de parecernos al máximo al Homo Economicus, un hombre que hará todo lo que le lleve a conseguir la mayor cantidad de cosas con la menor cantidad de trabajo y, sobre todo, al menor coste.

Trucos para ahorrar en rebajas

* En rebajas, también es muy importante aplicar todas las técnicas de consumo inteligente que hemos ido aprendiendo para no dejarnos llevar por nuestros impulsos y ahorrar, porque comprar algo que no necesitamos, por muy rebajado que esté, sigue siendo un despilfarro.

* Otra gran aliada durante las rebajas es la regla de tres, que nos ayudará a calcular los descuentos de cabeza de forma sencilla, y así saber exactamente lo que nos estamos ahorrando y si el nuevo precio nos convence.

No olvides tus derechos en rebajas

Más allá de todos los trucos y consejos que conocemos como consumidores inteligentes, es importante que no olvidemos nuestros derechos como consumidores por el mero hecho de que estemos en temporada de rebajas y tengamos en cuenta que:

* En rebajas los productos no pueden ser saldos o liquidaciones (productos defectuosos) ni tampoco productos fabricados expresamente para las rebajas.

* Todos los productos rebajados deben estar etiquetados indicando el precio original y el precio rebajado o, en su defecto, el porcentaje de rebaja.

* Aunque el establecimiento puede modificar su política de ventas durante el periodo de rebajas (cambiar la política de devolución o la forma de pago) debe informar de ello de forma clara y evidente.

* La garantía de los productos permanece intacta durante el periodo de rebajas, así que en caso de que un producto estuviera defectuoso el consumidor tendría derecho a la devolución del importe o la sustitución por otro.

* No olvides nunca el tique de compra, pues es imprescindible para cualquier cambio o reclamación futura.

* En caso de no estar conforme, recuerda que siempre todos los establecimientos tienen la obligación de poner a disposición del cliente la Hoja de Reclamaciones, que deberemos rellenar y enviar el original al organismo oficial correspondiente.

En Naranja | ¡Ahorradores! Cinco propósitos de Año Nuevo que esta vez sí cumpliremos

Conversación

  • Josep Camós

    Siempre hay que tener en cuenta que las ganas de comprar que nos mete en el cuerpo el mamut de nuestro núcleo accumbens son sólo eso: ganas, no necesidad. Por eso, una de mis actividades favoritas, no de este año, sino en general, es pasear por cualquier lugar donde haya artículos a la venta sin pretensión de comprar. Miro, comparo, decido… y salgo sin compra. Cuando necesito algo realmente, es cuando lo compro, pero no por la necesidad de comprar sino por la necesidad real del objeto en cuestión.

    • minue

      Jejeje sí, eso también lo hago yo, pero creo que no todos somos tan fuertes de espíritu para salir sin nada bajo el brazo, yo veo mamuts por doquier xD