Ahorro espontáneo, cómo ahorrar dinero sin darte cuenta

1 comentario

Ahorro espontáneo de dinero

En ocasiones necesitamos echar mano de nuestros ahorros para una compra importante y al hacerlo comprobamos con pesar que poco a poco hemos ido reduciendo la cantidad que teníamos guardada hasta quedarnos con muy poco ahorrado. ¿Cómo ha podido suceder? Teníamos trazado un plan perfecto para que esto no nos pasara, contábamos mes a mes el dinero que llevábamos acumulado y, ahora que de verdad lo necesitamos, resulta que no hay suficiente.

En el fondo, no hay por qué preocuparse. Bueno, la compra quizá tendrá que esperar un poco, pero a partir de ahora vamos a seguir unos sencillos consejos para evitar quedarnos sin ahorros cuando más los necesitemos. Y en parte lo vamos a conseguir poniendo en práctica el ahorro espontáneo.

¿Qué es el ahorro espontáneo? Aquel que generamos sin darnos cuenta de que estamos acumulando dinero. Por un mecanismo psicológico muy simple, cuando somos conscientes de la cantidad de dinero que llevamos ahorrada nos es mucho más fácil ponerle un objetivo a ese capital, y de ahí a desprendernos de él mediante compras prescindibles o poco estudiadas hay un paso.

Por el contrario, si no conocemos la cantidad de dinero que llevamos ahorrada, difícilmente vamos a hacernos una idea sobre cómo gastarlo. Y menos aún lo derrocharemos en una compra que, al fin y al cabo, nunca habríamos llevado a cabo si no hubiésemos tenido el dinero ahorrado, así que quizá estamos hablando de una compra que no era imprescindible. Quizá.

Dinero

¿Para qué sirve el dinero ahorrado?

En cualquier caso, el objetivo de nuestro ahorro espontáneo va a ser una compra importante pero no planificada, por lo general una emergencia. El resto de las compras bien podemos planificarlas y por lo tanto no tenemos por qué tocar el dinero que tenemos acumulado sin un objetivo marcado.

¿Cómo podemos llevar a cabo el ahorro espontáneo? En pocas palabras: olvidándonos del dinero que ahorramos. Es algo similar a la reacción que tenemos cuando llega el invierno, sacamos el abrigo del armario y descubrimos con alegría que en el bolsillo hay una moneda que dejamos olvidada el año anterior. La clave para que esa moneda esté ahí es que en su momento nos olvidamos de ella.

¿Y cuánto vamos a ahorrar? Todo cuanto sea posible. Cualquier pequeña partida, por pequeña que sea, que contábamos para gastar en un artículo que finalmente no adquirimos, o la diferencia a nuestro favor entre una cantidad presupuestada y lo que finalmente gastamos en una compra, es dinero que podemos ahorrar de forma espontánea.

En otras palabras, se trata de evitar la idea de: “bueno, como igualmente lo iba a gastar…” Nada de eso: el dinero que nos haya sobrado, por poco que nos parezca a primera vista, puede acumularse a otro dinero que nos sobre en otra ocasión. Y si además lo invertimos en una cuenta que no nos cobre comisiones por cada movimiento, nos saldrá muy ventajosa la operación, ya que además del capital ahorrado generaremos intereses a nuestro favor.

Finalmente, es buena idea diversificar nuestro ahorro en varias cuentas, en varios lugares donde colocar el dinero que vamos ahorrando, porque de esta manera nos sentiremos obligados de alguna manera a ingresar un poquito de dinero de vez en cuando en cada cuenta que tengamos abierta. Si somos constantes en nuestros olvidos, pronto tendremos un rinconcito hecho, por lo que pueda pasar.

¿Quieres saber más?

Artículos

Artículos relacionados que probablemente también te interesen

Ver más

+ Deja tu comentario

Comentarios

  • 1

    Avatar de mmuinos !

    Interesante Articulo Josep, psicología del ahorro. Estás en lo cierto, en cuanto vemos cierta cantidad ahorrada nos entran ganas de gastarlo. Quizás una cuenta ahorro que no nos diga lo ahorrado, sino que al introducir la cantidad que necesitamos para una urgencia nos diga si cubre o no la cantidad.

    saludos.

Escribir un comentario

Para hacer un comentario es necesario que te identifiques: ENTRA o conéctate con Facebook Connect

Búsqueda

Síguenos

Newsletter

Twitter