¿Cómo calcular cuándo es el momento de vender tu coche y comprar uno nuevo?

La venta de coches usados creció un 12,2% hasta septiembre, una tendencia que contrasta con la ralentización de la venta de coches nuevos. Finalizado el plan PIVE, los coches de segunda mano se han convertido en una buena opción de compra, pero ¿cómo calcular cuándo vender tu coche para conseguir la mayor rentabilidad?

La antigüedad cotiza a la baja

Saber cuál es el momento de vender un coche para comprar uno nuevo depende del tipo de vehículo, su estado y antigüedad. Una cosa está clara: el coche es un bien que se deprecia desde el mismo momento que se compra, independientemente del uso que se haga del mismo.

La depreciación del vehículo es mayor en los primeros años que es cuando más se utiliza. Así, el primer año suele reducir su valor entre un 15 y un 20% y, a partir del segundo año, se calcula un 10% por año hasta los seis años. En los años siguientes, la pérdida de valor se ralentiza, pero un coche con nueve años se ha depreciado más de un 80%.

Si se sigue el criterio de la antigüedad, para conseguir la mayor rentabilidad en la venta del coche usado habría que venderlo en los primeros cuatro años. O bien después de los 10 años, cuando la depreciación de su valor es mínima.

Los kilómetros también importan

El kilometraje del vehículo es otro factor a tener en cuenta porque a más kilómetros, mayor depreciación. La diferencia es que los vehículos de gasolina reducen mucho el precio a partir de 120.000 kilómetros, mientras que en los diésel el margen se alarga hasta los 150.000 kilómetros. Ahora bien, si se calcula que con un vehículo se hace una media de 10.000 kilómetros anuales, el margen para conseguir un buen precio por el coche estaría en los 70.000 kilómetros, es decir, 7 años.

Si el modelo todavía está en producción, aumentan las posibilidades de conseguir un buen precio al vender el vehículo de segunda mano. En este sentido, para conseguir un precio mayor del coche también es aconsejable ponerlo a la venta antes del lanzamiento de nuevos modelos de la misma gama.

Un coche en buen estado vale más

El estado de los neumáticos, los frenos, la dirección o los amortiguadores también se somete a examen para valorar el vehículo. Lo normal es que, a partir del cuarto año, tras la primera ITV, comiencen los problemas provocados por el uso. Los gastos de mantenimiento irán en aumento en los años siguientes. En función de este criterio, los expertos recomiendan vender el vehículo con cuatro o cinco años de antigüedad.

Si no podemos cambiar tan pronto de vehículo, la señal que marca el mejor momento para venderlo es cuando los gastos de mantenimiento superan el precio de venta.

¿Y cuándo comprar un coche nuevo?

La venta de vehículos es estacional, hay momentos del año, coincidiendo con el cierre del ejercicio, en los que se hacen mayores descuentos para dar salida al stock. Enero es un buen mes y también después del verano, cuando se producen los lanzamientos de nuevos modelos.

Conclusiones

En resumen, el mejor momento para vender tu coche sería durante los primeros años, siendo los coches con menos de tres años los más demandados, o superados los diez años, cuando su depreciación es mínima y, en todo caso, con menos de 100.000 kilómetros.

 

En Naranja | ¿Qué impuestos hay que pagar cuando se compra un coche?