Consejos prácticos para ahorrar en el alquiler de vivienda

Ahorrar-En-Alqiuler-De-Vivienda

Hoy en día mucha gente opta por el alquiler de vivienda. Lo mejor de la fórmula de arrendamiento es que ofrece mucha flexibilidad a los inquilinos, permitiéndoles reorganizar con cierta facilidad su vida y cambiar de vivienda cada cierto tiempo sin demasiadas trabas.

Como en todo lo que tenga que ver con la firma de un contrato, conviene conocer algunos detalles y consejos para ahorrar en el alquiler de vivienda. Con que sean unos pocos euros mes a mes, al cabo del año pueden ser varios cientos y habrá merecido la pena.

Consejos para los que ya tienen contrato de alquiler

Si eres de los que ya tiene contrato de alquiler en vigor, no pienses que no puedes ahorrar en el contrato de alquiler. Al contrario, se puede ahorrar si se cumplen ciertas condiciones y tienes buena mano con el propietario de la vivienda. A continuación, te contamos como:

* Renegocia con el propietario las condiciones cuando surja una oportunidad: fin del periodo anual del contrato próximo, incidencia grave que deje inutilizado algún servicio de la casa durante temporal o permanentemente, bajada generalizada de precios en la zona.
* Comprueba periódicamente la oferta de alquiler en tu zona para saber si estas pagando un precio razonable por tu vivienda o éste está fuera de mercado. En caso de que sean sensiblemente inferiores y el propietario no quiera ajustar el precio, cuando tengas oportunidad, haz tus cuentas y cámbiate si salen a favor.
* Si decides cambiarte de piso para pagar menos, ten en cuenta el coste de la mudanza y pide presupuesto para ella: mover las cosas puede ser más caro de lo que imaginas.
* Si te cuesta llegar a fin de mes y tienes alguna habitación libre, considera la opción de compartir casa con otra persona.
* Si tienes plaza de garaje y no la usas o si sólo lo haces a determinadas horas del día, podrías alquilarla por horas en los períodos en los que tú no la utilizas. No olvides que para esto necesitas que se haya especificado en el contrato de alquiler la posibilidad de subarriendo.
* Si llevas un tiempo con el contrato y te has ganado la confianza del propietario, pídele que te baje las garantías que te exige para el pago del alquiler. Cuanto menores sean, menos coste supondrá para ti.

Consejos para los que van a firmar un contrato de alquiler

Si eres de los que estás buscando casa y vas a firmar próximamente un contrato de alquiler, en la siguiente lista tienes consejos prácticos para no olvidarte de ningún gasto de los que habitualmente van asociados a una vivienda. También para ver una buena estrategia a la hora de alquilar y firmar un buen contrato de alquiler:

* Negocia el precio que pida el propietario inicialmente, casi siempre hay recorrido de mejora del precio.
* Usa las herramientas online (Idealista, Fotocasa, Pisos.com) para localizar la oferta de pisos que hay en las zonas en las que te gustaría vivir sin tener que desplazarte hasta ellas. En Google Maps puedes encontrar el teléfono de las inmobiliarias que operan por la zona.
* Normalmente las agencias de alquiler cobran una cantidad por sus servicios: divídelo entre el número de meses que tengas previsto estar en la vivienda, súmalo como si fuera parte de la renta mensual y compáralo así con las demás opciones.
* Recorre andando la zona ideal en la que te gustaría vivir para encontrar carteles de viviendas que alquilan directamente particulares (a estos no hay que pagarles comisión). Si quieres preguntar algo, el conserje suele ser una buena opción.
* Fíjate en el coste de la renta mensual y ten en cuenta los demás gastos: luz, agua fría y caliente, desplazamientos habituales (coche, metro, bus) y esporádicos (aeropuerto, estación de tren), impuestos locales (basura), gastos de comunidad,
reparaciones menores. En las visitas que hagas a las viviendas, pregunta todo lo relativo a los temas que generan coste.
* Ten paciencia buscando, a lo mejor esperando una semana o unos días más, puedes encontrar una vivienda mejor.
* Revisa el contrato ayudado de un experto, ya que su contenido te obliga a ti y al propietario durante la duración del mismo (de año en año y por un máximo de cinco anualidades, según la ley).
* Los contratos nos conceden derechos pero también nos obligan ¿Eres consciente realmente de todas las que estas asumiendo? Por ejemplo, dinero a pagar en caso de romper el contrato antes de su vencimiento.
* Si el propietario te pide garantías para proteger el pago de la renta mensual (aval, depósito, seguro), considera su coste, como mínimo el de oportunidad (por tener dinero bloqueado). Por ejemplo, un aval sobre una renta mensual de 1500 euros puede costar alrededor de unos 150 euros anuales.
* Anota los números de los contadores de agua, gas y luz antes de firmar el contrato para que no te carguen a ti los consumos de inquilinos anteriores.
* Piensa si necesitas plaza de garaje ahora o en el futuro. En caso afirmativo, inclúyela como un gasto más asociado a la renta mensual del alquiler y ten en cuenta que obtendrás un mejor precio si alquilas en conjunto (vivienda con garaje).
* Si no vas a necesitar la plaza de garaje o si sólo la vas a usar a determinadas horas del día fijas, piensa que le podrías sacar partido fácilmente. Por ejemplo, alquilándola por horas en los períodos en los que tú no la utilizas. No olvides que para esto necesitas que se haya especificado en el contrato de alquiler la posibilidad de subarriendo.

En Naranja | Los gastos de una hipoteca: ¿Cuáles podrías ahorrarte y cuáles siempre hay que pagar? [Infografía]
Imagen | Estudio Enrique Arruti

Conversación

  • 7295

    A la hora de valorar si sale a cuenta mudarse a un piso más barato también añadiría los gastos de la agencia a tener en cuenta que suelen estar entre un mes de alquiler y el 10% de un año + gastos de contrato + IVA.

    También acosejo http://www.enalquiler.com/ como portal donde buscar piso.