Diez consejos para un consumo inteligente en el supermercado

4 comentarios

carrito_supermercado

Ya habíamos comentado que los supermercados aplican una serie de estrategias de marketing para persuadirnos a nosotros, como clientes, a comprar más caro de lo que deberíamos, y las formas que teníamos de evitarlo. Siendo una actividad que realizamos con tanta frecuencia, y no poder dejar de consumirlo de ninguna manera por ser artículos de primera necesidad, todo ahorro es poco.

Cuando acudimos a los supermercados, hay ciertos gastos que podemos evitar o aprender a consumir de manera inteligente simplemente habituándonos a realizar una serie de pequeñas acciones, y con los que notaremos un notable ahorro a lo largo del año.

  • Establece un presupuesto similar cada vez que vayas a hacer la compra, por ejemplo a la semana, y síguelo al pie de la letra. De esta manera, evitaremos la tentación de incrementarlo, y de gastar innecesariamente. Sólo cámbialo si es necesario.
  • Establece las prioridades necesarias. Con el presupuesto ajustado que manejamos, tendremos que priorizar ciertos productos básicos con otros que no lo son tanto.
  • Si somos capaces de acudir sólo una vez a la semana al supermercado con una compra grande, en lugar de pequeñas compras con más frecuencia, ahorraremos tiempo y también dinero, ya que cuantas más veces vayamos, más tentación tendremos de comprar productos que realmente no necesitamos.
  • Ir con amigos de compras no suele ser una buena idea. Es posible que compres cosas que no necesitas simplemente porque él o ella también lo han comprando. Evita también ir con niños, muy probablemente te pedirán cosas que de no ir con ellos no comprarías.
  • Haz una lista y síguela al pie de la letra. De esta manera nos obligamos a comprar únicamente los productos que están en ella, sin comprar otros innecesarios, a no ser que encontremos un producto sustitutivo a un menor precio.
  • Si acudes con hambre todo te va a resultar apetecible, por lo que serás más sensible a comprar cualquier cosa, incluso ciertos productos que después no vas a consumir.
  • En caso de que dispongas de tiempo, compra en más de un supermercado. Los diferentes productos que compraremos tienen precios distintos en cada supermercado, y no hay supermercado donde todo salga más barato que en el otro.
  • Valora la posibilidad de comprar marcas blancas. En muchos casos la calidad de las mismas es similar a la de una marca comercial, pero más baratas.
  • De la misma manera, en ciertos productos, es el envase el que define que el producto sea más caro, bien sea la forma, el material con el que está hecho o los colores. Posiblemente ese tipo de envases no aporten nada al producto, y siendo la misma cantidad o incluso menos que otro envase, nos interesará comprar el más barato.
  • En ciertas ocasiones, planear con tiempo las compras que sabemos seguro que vamos a consumir puede ahorrarte bastante dinero, como por ejemplo las comidas de Navidad.

En Naranja | Cómo ahorrar en el supermercado, sabiendo lo que hay detrás del lineal, Aplicaciones para ahorrar en la cesta de la compra: Supertruper y Cupoon.es
Imagen | Simon Shek

¿Quieres saber más?

Artículos

Artículos relacionados que probablemente también te interesen

Ver más

+ Deja tu comentario

Comentarios

Escribir un comentario

Para hacer un comentario es necesario que te identifiques: ENTRA o conéctate con Facebook Connect

Búsqueda

Síguenos

Newsletter

Twitter