La tecnología puede ayudarte a que tu jardín sobreviva al verano

El verano es, sin duda, la época más delicada para el jardín, pues el calor y la falta de riego son letales para la mayoría de las plantas. Afortunadamente, la tecnología puede ser un gran aliado para que nuestro jardín sobreviva al verano, logrando que mantenga todo su esplendor durante la temporada estival, incluso si nos vamos de vacaciones.

Aplicaciones del móvil para un jardín perfecto

Empezaremos por lo básico: aplicaciones móviles que nos ayudarán a plantar y cuidar de nuestro jardín o huerto urbano. Hay un poco de todo, desde planificadores para que no se nos olvide regar, podar y abonar nuestras plantas hasta aplicaciones que nos ayudarán a diagnosticar posibles enfermedades.

Cómo cuidar plantas y jardines

Esta aplicación es una guía completa de los cuidados de nuestro jardín, con muchos consejos prácticos para todo tipo de jardines. Muestra una serie de trucos para manejar diferentes tipos de plantas, ya sean ornamentales, comestibles o artificiales. Además, muestra consejos para cuidar nuestro jardín utilizando distintas temáticas. Es gratuita y está en castellano.

Gerente de Jardín

Se trata de una aplicación imprescindible para mantener nuestro jardín al día. Su mayor virtud es que permite configurar multitud de alarmas personalizadas para cada una de nuestras plantas: fertilizar, regar, aplicar pesticidas… Incluso permite compartir el desarrollo de las plantas en redes sociales, ya sea Facebook o Twitter.

Plantix

Plantix es una novedosa aplicación que es capaz de diagnosticar el estado de nuestras plantas con solo realizarles una fotografía, detectando si tiene alguna enfermedad y ofreciendo soluciones personalizadas. Tal es su utilidad que muchos profesionales de la jardinería y agricultura la utilizan para detectar enfermedades en las plantas.

Parrot Flower Power

Esta es una aplicación un tanto especial, ya que se combina con un sensor que debemos colocar en la tierra de nuestro jardín. Así, obtendremos datos del estado del suelo (agua, abono, oxígeno…) y recomendaciones de riego y abono en función de nuestro cultivo. Todo ello para ayudarnos a mantener nuestro jardín en plena forma.

Accesorios para un jardín automático

Si queremos que nuestro jardín se cuide solo o que, al menos, no requiera de nuestra total atención, entonces debemos tratar de automatizarlo lo máximo posible, algo en lo que la tecnología nos puede ayudar.

Sistemas de riego automático

Tecnología en el jardín

Los sistemas de riego automático más sencillos llevan con nosotros muchos años. Se trata de sistemas mecánicos o digitales que, en esencia, no son más que un temporizador con diferentes opciones de configuración.

Su mayor ventaja es que son económicos (los hay por menos de 20 euros) y son muy fáciles de configurar, pudiendo elegir la frecuencia y cantidad del riego. Se pueden comprar en cualquier tienda de jardinería. Sin embargo, con la llegada de la domótica al hogar, también era lógico que acabase llegando al jardín. Gracias a sistemas como Green IQ podemos controlar y gestionar todo nuestro jardín desde nuestro teléfono móvil.

Green IQ ejerce de centralita a la que podemos conectar diferentes sensores (como termómetros, sensores de humedad del suelo, estaciones metereológicas, sensores de lluvia…) que le permiten decidir cuándo y cuánto debe regar cada zona del jardín, gracias a un sistema de aspersores o electroválvulas de riego por goteo conectadas al sistema.

Así, por ejemplo, si ha llovido recientemente, el sistema cancelará un riego programado, mientras que si hace mucho calor, aumentará la cantidad de agua necesaria. De esta manera, nuestro jardín estará siempre en perfecto estado, sin correr el riesgo de regarlo en exceso (y desperdiciar agua) o quedarnos cortos (y que sufran nuestras plantas).

A pequeña escala, también existen macetas con sistemas de riego automático, como Parrot Pot. Ideal si tenemos un pequeño balcón o algunas plantas en casa.

Robots cortacésped

Igual que los robots aspiradores llegaron para simplificar la limpieza de nuestros hogares, los robots cortacésped quieren conseguir lo mismo en el jardín.

Su funcionamiento es, en esencia, el mismo que el de sus compañeros domésticos, solo que en vez de aspirar el polvo, utilizan un sistema de cuchillas para cortar el césped a la longitud deseada.

Por supuesto, se pueden programar para que hagan su tarea periódicamente, y volverán solos a su base de carga para estar listos para su siguiente tarea. Además, algunos modelos pueden funcionar bajo la lluvia o con el césped mojado.

En definitiva, aunque siempre podemos plantearnos cuidar el jardín con nuestras propias manos, el desarrollo de la tecnología ha permitido ahorrar tiempo y facilitarnos la vida. ¿Por qué no íbamos a hacer uso de ellos?

En Naranja | 11 gadgets que te permitirán ahorrar tiempo cada día
Imagen | iStock

 

Pedir un Préstamo NARANJA sin ser de ING, no es infidelidad a tu banco

Desde 5,95%TIN (6,11% TAE)*.
Sin comisiones y sin domiciliar tu nómina.

Conversación