Media docena de ideas para conseguir que tu cocina parezca nueva sin hacer reforma

La cocina es, con diferencia, la estancia más cara de reformar, pues son muchos los elementos que se deben cambiar (suelos, alicatado, muebles, electrodomésticos…). Sin embargo, en muchas ocasiones querríamos poder darle un aire nuevo sin gastar demasiado. Ahí es donde resultan muy útiles estas media docena ideas para conseguir que la cocina parezca nueva sin hacer reforma.

Cambiar los tiradores

Cambiar los tiradores es la opción más económica y sencilla de llevar a cabo, pero los resultados para tan pequeña inversión son, a menudo, sorprendentes. Basta con encontrar unos nuevos tiradores acordes con el nuevo estilo que buscamos y, por unos pocos euros, conseguir un aspecto renovado en la cocina.

cocinas-2

Pintar o cambiar las puertas de los muebles

Las puertas de los muebles tienen un gran impacto en la cocina. Un tono de madera poco acertado o un color pasado de moda pueden ser motivo suficiente para querer reformar la cocina, pero es algo que podemos evitar con un poco de pintura.

Es importante que aquí invirtamos el dinero necesario para conseguir un esmalte de calidad que asegure un buen acabado, y que sigamos rigurosamente las instrucciones de aplicación, respetando los tiempos de secado.

cocinas-3

Si la pintura se nos resiste, otra alternativa son los vinilos decorativos, muy prácticos si tenemos puertas lisas (sin molduras). En un caso extremo, podemos cambiar las puertas por unas nuevas, pero conservando las estructuras interiores, lo que supone un ahorro importante.

Renovando los azulejos sin obra

Cambiar el alicatado de la cocina es una de las cosas más costosas de toda reforma. La cerámica es cara y hace falta obreros especializados para colocarla, pero si queremos evitar este dispendio tenemos diferentes opciones para darle un nuevo aspecto a los azulejos.

cocinas-4

Una solución sencilla, especialmente para grandes superficies, es la pintura. En el mercado podemos encontrar diferentes esmaltes especializados que consiguen un efecto más que satisfactorio con poco esfuerzo y sin obra alguna.

Para superficies más pequeñas, como pueda ser el frente de la cocina, una opción interesante pueden ser los paneles decorativos. Los hay con muchos acabados, como vidrio de colores, acero inoxidable e incluso imitando azulejos tipo metro de Londres.

Cambiar la encimera

cocinas-5

Antiguamente, la mayoría de las encimeras eran de mármol o granito, cuyo precio por metro lineal suponía una importante parte del presupuesto, y un motivo para posponer la reforma unos años.

Hoy en día, gracias al avance de los materiales, existen alternativas económicas para sustituir la encimera a precios muy competitivos, consiguiendo cambiar el aspecto de la cocina sin mucho esfuerzo ni grandes obras.

Renovar el fregadero y la grifería

cocinas-6

No hay que pasar por alto tampoco el efecto que produce cambiar la grifería y el fregadero en una cocina. Un nuevo grifo con un diseño moderno y un fregadero que sustituya a uno antiguo y estropeado puede suponer una gran diferencia.

Redecorando los electrodomésticos

Cambiar una nevera o una lavadora por motivos puramente estéticos no es una gran decisión económica, pero eso no quiere decir que debamos convivir con ese electrodoméstico que nos afea la cocina hasta que se estropee.

cocinas-7

Con un poco de ingenio, unos vinilos o incluso el tan de moda “washi tape” (celo decorativo de colores), podemos conseguir darle un nuevo look a nuestros electrodomésticos y adaptarlos al estilo que queremos para nuestra cocina.

Por supuesto, esta media docena ideas para conseguir que la cocina parezca nueva sin hacer reforma no son lo único que podemos llevar a cabo para conseguir darle un nuevo aire. También influyen mucho los pequeños detalles decorativos y el orden que mantengamos, que a menudo es crucial para que el aspecto de nuestra cocina sea el deseado.

En Naranja | Siete aplicaciones para, este año sí, convertirte en un manitas del hogar
Imágenes | Ikea, Design Sponge y Decoesfera

Conversación