Siete planes solidarios para unas Navidades diferentes

Vuelve la Navidad, una fecha relacionada con el ocio, las compras y el tiempo con los nuestros. Pero estas fechas pueden ser mucho más. Pueden ser un tiempo dedicado a involucrarse en proyectos sociales que mejoren la vida de las personas que necesitan nuestra ayuda. Por eso, hoy presentamos siete planes para unas Navidades diferentes.

Voluntarios para abrigar a personas sin hogar

La Navidad también suele ir acompañada de bajadas importantes de temperatura, y las personas sin hogar son los que más sufren el frío. Por eso, muchas ONGs, lugares de culto y organizaciones piden ahora más que nunca ropa de abrigo, mantas y horas de voluntariado.

No solo se necesitan prendas con lo que cubrirse, sino que hace falta gente que las recoja, clasifique y distribuya.

Regalar futuro a quienes lo tienen más dificil

Según un estudio, cada niño en España recibe 150 euros en regalos de Navidad. Pero, ¿y si restamos una pequeña cantidad a esa suma (por ejemplo 20 euros) y permitimos que nuestros hijos elijan la ONG a la que irán destinados? Esta iniciativa fomenta la conciencia social de los pequeños, dándoles la posibilidad de ser dueños del objetivo de su donación y ser protagonistas de la ayuda social.

Cuando los menores redacten la carta a Papá Noel o a los Reyes Magos, podemos incluir otra pequeña carta con casillas para marcar en la que se vea algo similar a esto:

Papá Noel enviará 20 euros al proyecto que tú elijas:

(Se han elegido algunas de las organizaciones más conocidas orientadas o relacionadas con la ayuda a niños, con las que los más pequeños pueden verse más identificados.)

Gracias a este tipo de acciones, se genera una oportunidad maravillosa para explicar a los más pequeños qué hacen estas asociaciones y cómo ayudan a personas de su misma edad que necesitan apoyo.

Ayudar a los que están más cerca

Tendemos a mirar fuera para buscar a alguien a quien ayudar sin darnos cuenta de que quizá sean nuestros propios vecinos quienes se pueden beneficiar de nuestra solidaridad.

No se trata solo de una ayuda económica. También se puede participar en  iniciativas como las de la ONG Visión de Futuro, que organiza cenas y comidas para personas que se encuentren solas en determinados días.

Regalar los juguetes del año pasado

La Declaración Universal de los Derechos de la Infancia (1959) reconoce el juego como un derecho fundamental. ¿Qué mejor que regalar un juguete que nuestros pequeños ya no usen? Regalar los juguetes en buen estado del año pasado es una medida posible para muchos padres, especialmente de niños pequeños que pronto cambian de gustos y necesidades.

Pero también existen otras medidas de ayuda, como la de regalar juguetes educativos que propone la Cruz Roja o Reyes Magos de Verdad. Este último proyecto busca padrinos de cartas escritas por niños con pocos recursos. Así, como padrino tienes la oportunidad de leer su carta a los Reyes Magos, y de convertirte en uno de verdad.

Hacer la compra de Navidad pensando en el reciclaje

Los niños dejarán pronto de tener clase y disfrutarán de tiempo libre. Es la excusa perfecta para enseñarles a reciclar desde el primer momento: el momento en que se compra lo que se reciclará más tarde.

Podemos acercar el reciclaje a los más pequeños de la casa, enseñando qué productos comprar que sean menos dañinos para nuestro medio ambiente. Aquellos con menos envases, cuyo marcado sea bien visible, cuyo contenido sea fácilmente extraíble, envases que faciliten la separación de materiales,…

Ejemplos de esto son: las magdalenas que no vienen envueltas una a una, las botellas de cristal frente a plástico, y las conservas en frascos reutilizables de cristal frente a las latas.

Planificar nuestras promesas de año nuevo, y llevarlas a la práctica

Se acerca ese momento del año en el que todos nos planteamos, con la sana intención de incumplirlo después, algún objetivo anual. Algunos, incluso cinco o seis.

Os proponemos empezar a trabajar desde antes del 1 de enero en ellos para que, cuando empiece el año, el “Este año voy a aprender inglés” se transforme en un “Ya estoy aprendiendo inglés”. Dicen que en generar un hábito se tarda 21 días, y sería perfecto empezar ahora para entrar en el nuevo año con buen pie.

Voluntario en un banco de alimentos

Muchas ciudades tienen uno, y están casi todos coordinados a través de la Federación Española de Bancos de Alimentos. Antes de la Navidad se ha realizado la campaña más grande de recogida de alimentos de la historia de nuestro país.

Ahora existe la ardua labor de agrupar y clasificar los alimentos recogidos para el uso de los mismos a lo largo de las Navidades y el principio del año, y se necesita de personas solidarias que echen una mano en la labor.

Trabajando junto al banco de alimentos, ING DIRECT ha vuelto a poner en marcha su “Camión Solidario“, una iniciativa para ayudar de manera directa a niños de cero a tres años.

El año pasado el camión se llenó con más de siete toneladas de alimentos infantiles, y este año el reto es superar esa cantidad. ¿Nos ayudas a conseguirlo?

camión solidario ing

La Navidad es un momento del año dado a la felicidad, y el mejor modo de conseguirla (y regalarla) es ayudando a quien más lo necesita.

En Naranja | ING se adhiere al Pacto de Estado por la Infancia promovido por UNICEF

Imagen | Michael Podger

Conversación