Tiempo de lectura: 5 minutos

Los atentados del 11 de septiembre, el Brexit o la aparición de Internet. Aunque aparentemente estos eventos no guardan ningún tipo de relación, lo cierto es que sí tienen algo en común. Todos ellos son cisnes negros, acontecimientos singulares, totalmente inesperados y con un enorme impacto sobre la economía y la política nacional e, incluso, global.

En los últimos años, los cisnes negros han sido motivo de preocupación por parte de los analistas económicos, por su impacto en economía mundial y sus posibles efectos negativos en los mercados financieros.

En qué consiste la teoría del cisne negro

La teoría del cisne negro es una metáfora que describe un suceso inesperado y de gran impacto.

Fue desarrollada por el filósofo e investigador libanés Nassim Nicholas Taleb en 2008, aunque su origen se remonta al siglo XVII. En aquella época, los primeros exploradores europeos que llegaron a Australia se encontraron una especie de cisnes negros en el país oceánico. Hasta ese momento, se creía que todos estos animales eran de color blanco, y este descubrimiento inesperado cambió por completo la percepción que existía por aquel entonces.

Por tanto, para que un evento pueda considerarse como un cisne negro se tienen que reunir tres requisitos, principalmente:

  • Que sea altamente improbable, es decir, que no exista evidencia de que vaya a suceder.
  • Que tenga un elevado impacto, ya que afectan de manera importante a la sociedad en general.
  • Una vez que sucede, tiende a explicarse mediante razonamientos lógicos, de forma que pudiera parecer que el acontecimiento iba a suceder irremediablemente.

Qué es un cisne negro en economía

La economía es sin duda la rama de conocimiento donde la teoría del cisne negro tiene más implicaciones. De hecho, todos los eventos considerados como cisnes negros han provocado un cambio en las preferencias de los inversores a corto plazo y, por tanto, de la evolución de los mercados.

En el libro “El cisne negro: el impacto de lo altamente improbable”, Taleb explica por qué los acontecimientos que son altamente improbables para los expertos pueden tener lugar y ocasionar consecuencias devastadoras para las bolsas.

Ante eventos de este tipo, los inversores no suelen estar protegidos, lo que ocasiona un pánico irracional cuando se produce el acontecimiento.

Siéntete libre con la Cuenta NÓMINA del Banco no Banco

Libre de comisiones, de condiciones ¡y libre de mucho más! Ábrela en 5 minutos y ciérrala en un solo clic… otra cosa es que quieras.

Te mereces esta cuenta

Los principales cisnes negros de los últimos años

El ‘Brexit’

La salida del Reino Unido de la Unión Europea (el famoso Brexit) ha sido uno de los eventos recientes con mayor impacto que se recuerdan. Nadie anticipó una victoria del “sí” los días anteriores a la celebración del referéndum, y quizá por eso los mercados no lo habían anticipado.

El resultado fue el ya conocido por todos: el mayor desplome de los mercados en un día de toda la historia (23 de junio de 2016), con caídas que en muchos casos llegaron a ser de más del 20 %, y una depreciación de la libra del 12 %. Aunque más tarde se recuperaron, el pánico provocado por este cisne negro hizo que muchos inversores perdiesen buena parte de su capital.

Los atentados de las Torres Gemelas

El 11 de septiembre de 2001 el mundo entero miraba a Nueva York. A primera hora de la mañana, dos aviones comerciales se estrellaban contra las Torres Gemelas y otro más contra el Pentágono, siendo el mayor atentado de la historia contra Estados Unidos.

Casi 3000 personas fallecían como consecuencia del ataque y las pérdidas económicas se valoraron en unos 6700 millones de dólares. Sin embargo, a pesar del impacto social y económico, los mercados no sufrieron en exceso. En la mayoría de casos, las empresas continuaron su actividad sin apenas incidentes en las horas siguientes, demostrando que su plan de emergencia había salido casi a la perfección.

La multa a Volkswagen por el escándalo de las emisiones

En 2015 salió a la luz que Volkswagen, uno de los principales fabricantes de vehículos del mundo, había manipulado ilegalmente los resultados de sus emisiones contaminantes. Después de varios litigios, la justicia internacional sentenció que la marca alemana debería pagar la multa más alta de la historia: 4300 millones de dólares. A esta cantidad habría que sumarle los 17.500 millones de dólares que Volkswagen había pactado con las autoridades para compensar a los propietarios de los vehículos afectados y a los concesionarios.

Cuando saltó la noticia, la cotización de la acción de Volkswagen Group se vino abajo. Perdió casi un 60 % en solo seis meses. Y el DAX alemán, el índice donde cotiza la empresa, bajó casi un 23 % en el mismo periodo de tiempo.

Un volcán en Islandia que provocó un caos aéreo sin precedentes

La erupción de un volcán en un lugar tan alejado como Islandia no debería de tener demasiado impacto para los mercados. Sin embargo, si las cenizas afectan a todo el espacio aéreo europeo, cancelando y retrasando vuelos y provocando verdaderos caos en los aeropuertos del continente, la cosa cambia, y mucho.

Esto es lo que ocurrió con la erupción del volcán islandés Eyjafjallajökull en abril de 2010. La nube de ceniza alcanzó una altura de varios kilómetros y se extendió a lo largo de un área de miles de kilómetros cuadrados. Las aerolíneas calcularon que la nube volcánica canceló más de 100.000 vuelos y afectó a 1,2 millones de pasajeros.

Los daños económicos, en plena crisis económica, fueron importantes: solo el turismo español perdió 252 millones de euros​ y las aerolíneas aseguraban haber perdido 1264 millones de euros.

Tendencias y cisnes negros para inversores en 2020

Los expertos financieros suelen incluir sus particulares ‘cisnes negros’ dentro de sus previsiones para el año siguiente con el objetivo de demostrar que hasta las situaciones más inverosímiles son posibles. Así, invitan al inversor a cubrirse  ante estos acontecimientos de acuerdo al plan individual y el perfil de cada inversor.

Alguno de ellos son los siguientes, según las previsiones de la entidad danesa Saxo Bank:

  • El brexit es un éxito: después de la victoria abrumadora de Boris Johnson, el brexit sigue su curso. En caso de ser un éxito, Saxo Bank calcula que el PIB nominal británico (PIB incluyendo la inflación) aumenta un 8 % y el Ftse 100, el principal índice británico, se revaloriza un 15 % más que el resto de bolsas.
  • Trump pierde las elecciones: a finales de este año se celebrarán nuevas elecciones en Estados Unidos, y es muy probable que Donald Trump se presente a la reelección. En caso de que los demócratas perdiesen las elecciones, la cotización de las farmacéuticas perdería un 50 %.
  • Impuesto americano al exterior: Trump crea una tasa específica del 25 % para todos los productos producidos fuera de Estados Unidos. Si esto ocurriese, los bonos americanos repuntarían al 6 %.
  • Cambio de rumbo del BCE: la nueva presidenta del BCE, Christine Lagarde, sube los tipos de interés por sorpresa al entender que el efecto de la política monetaria actual es irrelevante. La banca lo celebra con una subida del 30 %.
    Una nueva moneda asiática digital: China y otros países asiáticos crean una nueva moneda de reserva digital. El valor del dólar cae un 20 % frente a esta moneda y un 30 % frente al oro.
  • La revolución verde se viene abajo: las energías renovables se vienen abajo por sus elevadas valoraciones. Por contra, las petroleras rebotan en bolsa, sobre todo gracias al aumento de demanda en Asia y un rebote en la producción.

Evidentemente, son previsiones totalmente inesperadas (por eso son cisnes negros), pero que tendrían un enorme impacto en los mercados financieros. Por ponerlos en perspectiva, en 2019, ninguna de las diez previsiones de cisne negro que realizó Saxo Bank se cumplió.

En cualquier caso, conviene ser prudentes ante eventos de este tipo. A pesar del pánico que suele llevar aparejado un acontecimiento de estas características, los mercados tienden a la media a largo plazo. Por eso, conviene que los cisnes negros no nos desvíen de nuestro plan a largo plazo.

Imagen | Yulia Gadalina


Tu opinión es muy importante para nosotros.

¿Te ha aportado valor esta información?

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (20 votos, media: 4,30 sobre 5)
Cargando…