Tiempo de lectura: 4 minutos

El incremento experimentado por los dispositivos móviles, unida a la penetración cada vez más grande de Internet en la población y la consolidación de las nuevas tecnologías, han cambiado la forma en la que operamos con nuestro banco, compramos y, sobre todo, cómo realizamos nuestros pagos. En los últimos años, el dinero en efectivo ha dado paso a nuevos métodos de pago alternativos, hasta tal punto que ha sido superada por ellos en volumen de compras gracias a su comodidad, sencillez, a la seguridad que aportan o a la conveniencia, entre otros muchos aspectos.

Así lo atestigua la última encuesta elaborada por ING «How do you prefer to pay?» de julio de 2018, realizada a casi 15.000 personas de toda Europa, Estados Unidos y Australia, en la que se pone de manifiesto la importancia cada vez mayor que tiene el smartphone e Internet a la hora de gestionar nuestras finanzas. Aquí os dejamos un pequeño resumen de la misma.

La Joya no Joya y…
La Cuenta NÓMINA
Del Banco no Banco

Sin comisiones, con tarjetas gratis ¡y mucho más! Ábrela en 5 minutos y ciérrala en un solo clic… otra cosa es que quieras.

¿Solemos comprar online o en tienda física?

Los españoles nos decantamos cada vez más por las compras online en detrimento de la tienda física, algo extensible a toda Europa y, en general, a todos los países desarrollados. Sin embargo, en este particular ranking, son los ingleses quienes se llevan la palma, pues hasta un 96 % de los encuestados afirma haber comprado por Internet al menos una vez en el último mes.

¿Y qué utilizamos para pagar?

La palabra contra reembolso ha desaparecido casi por completo de nuestras vidas. Cada vez son menos los usuarios que lo utilizan para sus compras por Internet y menos las empresas que lo aceptan como método de pago. Esta pérdida de protagonismo ha sido suplida por otros medios como Paypal, las tarjetas de crédito o débito o los nuevos métodos de pago creados por las empresas tecnológicas punteras, como Apple Pay, Google Pay o Amazon Pay.

Móvil, Tablet, PC… ¿Quién da más?

Muchos jóvenes no quieren ni oír hablar de las sucursales bancarias, y en el futuro habrá personas que ni siquiera sabrán cómo funcionaban. La mayoría de la población accede a su banco y realizan sus gestiones a través de los dispositivos móviles, siendo el smartphone el que se lleva la palma.

En España, el 90 % de la población en España tiene un smartphone, y casi un 70 % lo usa para acceder a la banca online. La comodidad de disponer de toda nuestra información financiera en la palma de nuestra mano y hacer las operaciones en cualquier momento y desde cualquier lugar lo sitúa en una posición superior a la del PC, el tablet o la Smart TV, entre otros.

Para qué voy a mirar mi dinero si ya me avisan de lo que ocurre

El smartphone no es solo un instrumento muy cómodo y sencillo para gestionar nuestro dinero; también nos permite tener un control más exhaustivo de lo que acontece en nuestras cuentas. Para ello, la mayoría de aplicaciones implementan numerosas notificaciones que nos avisan cuando ha ocurrido algo en nuestra cuenta. Para los europeos, las más interesantes son las que muestran información cuando realizamos un pago, pero no son las únicas.

¿Qué servicios son los más importantes?

Las transferencias son el método de pago y envío de dinero por excelencia, y no podía faltar como uno de los servicios implementados por los bancos dentro de sus aplicaciones móviles. En España son el método de pago más utilizado, aunque en otros países están perdiendo terreno en detrimento de otros servicios digitales, como Twyp.

Aquí os dejamos el informe completo:

Ir al informe

, , , , , , , ,

Tu opinión es muy importante para nosotros.

¿Te ha aportado valor esta información?

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (3 votos, media: 4,33 sobre 5)
Cargando…