Tiempo de lectura: 4 minutos

El consumo medio de electricidad en los hogares españoles supera los 3.400 kW, según un informe del IDAE (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía). El grueso del consumo corresponde a los electrodomésticos, seguido de la iluminación. Si quieres ahorrar en la factura de la luz de tu casa conviene tener en cuenta algunos trucos para controlar el consumo de energía.

¿Nunca te han saltado los plomos? Posiblemente tengas más potencia de la que necesitas

Una de las primeras acciones que debes realizar al empezar a vivir en tu nueva casa es dar de alta los suministros de agua, electricidad y gas. En el caso de la luz debes decidir la potencia que quieres contratar según la energía que necesitas para que funcionen todos los aparatos sin que salten los plomos, una situación en la que nuestro hogar nos está avisando de que existe una demanda excesiva de energía.

El cálculo de la potencia es simple: cuanta más tengas contratada más aparatos podrás utilizar a la vez. Es decir, si contratas más de 5,75 kW podrás utilizar al mismo tiempo la lavadora, el frigorífico e incluso el horno, pero si solo contratas 4,6 kW y utilizas todos estos electrodomésticos al mismo tiempo probablemente se disparará el automático.

¿Cómo puedo saber cuánta potencia necesito? Una sencilla fórmula es sumar la potencia de todos los electrodomésticos de mayor consumo y añadir un margen de 1 kW por la iluminación y pequeños aparatos. La cantidad total se divide entre 3, porque no todos los aparatos se usan a la vez, y el resultado es la potencia que puedes necesitar.

¿Cuánto ahorraré si tengo contratada la potencia real de mi vivienda?

Existen calculadoras en internet que pueden ayudarte a hacer un cálculo más exacto de la potencia necesaria, pero debes valorar que cuanto mayor sea la potencia contratada, más pagarás cada mes en el importe fijo del recibo.

Para calcularlo se multiplica la potencia por el número de días y el precio del kW/día. Por ejemplo, si la potencia contratada es 6,5 kW puedes pagar unos 23,5 € (6,5 x 0,12088 del coste del kW PVPC x 30 días) pero si la potencia es de 4,6 kW el precio baja a 16,2 €. Ten en cuenta que cada 1,15 kW de potencia suponen casi 50 € al año.

Hipotecas NARANJA,

elijas la que elijas, siempre eliges bien.

Ahora que ya sabes los secretos para elegir bien tu casa, haz lo mismo con tu hipoteca:



Desde euríbor + 0,99 % 1,99 % TIN primer año (1,77 % TAE Variable)

No obstante, tienes la posibilidad de bajar o subir la potencia una vez al año. Eso sí, bajar la potencia es más barato, unos 11 €, que subirla que cuesta en torno a 60 €, por lo que debes ser cauteloso en los cálculos.

Trucos para rebajar la factura eléctrica

Una vez ajustada la potencia, puedes poner en práctica otros trucos para rebajar la factura eléctrica.

Elige electrodomésticos eficientes

Los electrodomésticos son los responsables del mayor consumo energético en la vivienda, sobre todo, la lavadora, el lavavajillas, la vitrocerámica y el frigorífico. De ahí, que sea una buena idea instalar electrodomésticos con calificación energética A+++ que son los más eficientes y ayudan a reducir el consumo.

Además, si utilizas programas de lavado en frío en la lavadora se ahorra hasta un 40 % de luz, ya que entre el 80 % y el 85 % de energía se destina a calentar el agua, por lo que si en lugar de lavar a 40 ºC eliges un programa de 15 ºC el consumo se reduce a la mitad.

Cambia la iluminación

Cuando se trata de elegir la iluminación del hogar, puedes optar por luces led o bombillas de bajo consumo, porque duran entre ocho y 10 veces más que las convencionales y consumen un 80 % menos de energía. Esta iluminación te permite ahorrar hasta 68 €, según el estudio sobre la eficiencia energética de la fundación Gas Natural Fenosa.

Controla la temperatura

potencia luz aire acondicionado

El uso del aire acondicionado ha aumentado progresivamente en los hogares españoles en los últimos años, lo que ha provocado un aumento de la factura de la luz en los meses de verano. Para moderar el consumo debes elegir aparatos con la máxima eficiencia energética y mantener la temperatura entre 24 y 22 ºC. Si baja más, el gasto aumenta considerablemente.

Tampoco está de más adoptar medidas de ahorro como la instalación de toldos y persianas en las ventanas y balcones orientados al lado que más horas de sol tiene al día. Esta simple medida puede reducir el consumo energético hasta un 30 % según IDAE.

Apaga todos los aparatos

Dejar encendido el ordenador, la televisión y cualquier otro aparato cuando no se está utilizando es un consumo fantasma que aumenta el gasto energético un 15 %. En un consumo medio de 3.500 kwh/año puede suponer 100 € de ahorro. También puedes evaluar tu propio consumo stand by con esta calculadora.

Un último apunte, si estás pensando en comprar casa debes saber que las unifamiliares consumen el doble de energía (15.513 kwh) que los pisos en bloque (7.544 kwh) según la OCU. Con la aplicación de estas medidas puedes conseguir importantes ahorros en energía, contaminarás menos el medioambiente y para tu bolsillo supondrá un gran ahorro.

Si te ha gustado, te damos otras claves para que elijas bien tu nueva casa. ¿Quieres saber más? Descúbrelo aquí

En Naranja | ¿Sale rentable contratar una tarifa plana de gas y electricidad?


Tu opinión es muy importante para nosotros.

¿Te ha aportado valor esta información?

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (2 votos, media: 3,50 sobre 5)
Cargando…