Tiempo de lectura: 2 minutos

Cuando Antoni Rovira i Trias nació en 1816, la ciudad de Barcelona era un lugar abarrotado, atrapado entre murallas medievales. Allí vivían pescadores, obreros y burgueses, aunque muchos de los más ricos ya disfrutaban de una casa en las zonas altas y alejadas del mar. Pero el plan que ideó el arquitecto Rovira, inspirado por Ildefonso Cerdá, cambió para siempre la ciudad. Aprobado por el ayuntamiento en 1859 y por el gobierno central en 1860, su plan derribó murallas y dio lugar al conocido ensanche Barcelonés.

Este proceso se repitió en multitud de ciudades españolas durante el siglo XIX y cambió para siempre la organización de la población. Muchos barrios se convirtieron en lugares de clase alta que todavía hoy permanecen en nuestra memoria. El barrio de Salamanca en Madrid o la zona del paseo de Gràcia en Barcelona son zonas que todavía evocan grandes casas lujosas y vecinos adinerados. Pero no siempre se corresponden con la realidad. Hoy, la población con mayor renta no vive en los centros de las ciudades. Se han ido hacia las afueras, pero tampoco demasiado lejos.

Pero, entonces, ¿dónde viven los más pudientes? La respuesta está en los datos.

Con Elige bien tu barrio (la herramienta que hemos creado en ING para ayudar a elegir dónde vivir) hemos analizado los patrones de la población con mayor renta en cinco grandes ciudades de nuestro país: Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla y Bilbao.

MadridBarcelonaSevillaValenciaBilbao

Madrid, del centro hacia el norte

En la capital española se observa un patrón claro que no se repite en el resto. Los barrios con hogares de mayor renta se sitúan en la zona norte de la ciudad y los de menor renta, en el sur. Para darse cuenta no hace falta irse a los extremos. Por ejemplo, la renta media bruta por hogar del ensanche de Vallecas es casi tres veces inferior a la del barrio de Valdemarín (84.779 € al año). Además de este, los barrios de mayor renta de Madrid son El Viso, Piovera, El Plantío, Aravaca, Recoletos y Castellana.

Las familias con rentas más altas en Madrid no viven exactamente en las zonas donde los alquileres y los precios de venta son más elevados. Pero casi. Si tenemos en cuenta el precio por metro cuadrado, los barrios más caros son los del centro. Los precios más caros son Recoletos (20,58 € por metro cuadrado y 7557,27 € en compra). El patrón es similar si tenemos en cuenta el precio total de la vivienda, aunque en este caso aparecen barrios menos céntricos, pero con precios elevados, como El Plantío, con un alquiler medio de 3733 € (un precio motivado más por el tamaño de sus casas que por el precio por metro cuadrado).

En cuanto al tamaño de la vivienda, mientras en el centro de Madrid la norma son las casas pequeñas, por debajo de los 60 metros cuadrados, en los barrios céntricos con mayor renta (El Viso, Recoletos y Castellana), la vivienda media está entre los 60 y los 90 metros. Las viviendas más grandes de Madrid ni son siempre las más caras, ni están en los barrios más ricos. El único patrón es que son más numerosas en las zonas alejadas del centro.

Los barrios más ricos son también los barrios menos poblados. Incluso en el centro de Madrid, donde existe una alta densidad de población, los barrios con mayor renta tienen los números más bajos. Por ejemplo, El Viso, con 9944 personas por kilómetro cuadrado, destaca frente a las 43.481 de Embajadores. La densidad se desploma en los barrios más pudientes del norte de la ciudad, en especial, en El Plantío, donde viven 697 personas por kilómetro cuadrado.

En cuanto a acceso a servicios, en Madrid no se detecta un patrón claro en los barrios más ricos, sino más bien una diferencia marcada entre el centro y las afueras. Con la excepción de parques, más abundantes lejos del centro (ya sea al norte o al sur), el resto de servicios tienen más disponibilidad en los barrios céntricos.

Barcelona, hay vida más allá del Eixample

El ensanche barcelonés diseñado por Rovira i Trias, conocido como el Eixample, es el distrito más poblado de España en términos absolutos. Y aunque zonas como el paseo de Gràcia o la Rambla de Catalunya nos suenen a clases adineradas no es aquí donde viven los ricos. Las familias de mayor renta se concentran en el oeste de la ciudad y en las zonas más altas, sobre todo, en el triángulo que forman Pedralbes, Sarrià, Sant Gervasi y Les Tres Torres por encima de la Diagonal. Sus más de 70.000 € anuales de renta media bruta por hogar destacan frente a los 22.348 del Raval, los 26.885 del Gòtic y los 25.871 del Born (oficialmente Sant Pere, Santa Caterina i la Ribera) todos ellos del centro histórico de la ciudad.

En el caso de Barcelona, las zonas de mayor renta son las zonas con alquileres más altos si tenemos en cuenta el precio total de la vivienda. Destaca, sobre todo, Pedralbes, con un alquiler medio de 2902 € al mes. El mismo patrón se repite para venta. El precio medio de una vivienda es de más de un millón de € en Pedralbes y Les Tres Torres. Las diferencias entre barrios se reducen si tenemos en cuenta el precio por metro cuadrado. Con este baremo, los alquileres en los barrios del centro histórico son ligeramente superiores a los de los siete barrios con mayor renta.

Entre los barrios ricos de Barcelona se cuela La Vila Olímpica del Poblenou, un barrio de renta alta donde no se cumple ninguna de las normas del resto. Mientras en Pedralbes, Sarrià y compañía existe una gran proporción de viviendas antiguas, La Vila Olímpica es, mayoritariamente, de obra nueva. Además, a pesar de que uno de cada tres hogares lo forman familias con hijos, sale bastante mal parado en acceso a guarderías, colegios y zonas verdes. Estas diferencias pueden ser provocadas porque La Vila Olímpica del Poblenou es uno de los barrios más de moda de la ciudad, al lado del distrito 22@, el área donde se ubican la mayoría de grandes empresas tecnológicas.

Con la excepción de Les Tres Torres, que es un barrio pequeño, las zonas donde viven los más ricos son también las que tienen menor densidad de población. Sarrià, con 8088 personas por kilómetro cuadrado, destaca frente al céntrico barrio de Sant Antoni (47.456) o el de Sagrada Familia (52.139).

Sevilla, marcada por el Guadalquivir

Santa Clara, El Prado, Huerta de la Salud, Bami, El Porvenir y Tabladilla son los barrios de mayor renta de la capital andaluza. Ninguno de ellos sigue, aparentemente, un patrón geográfico especial a excepción de que se concentran al Este del río Guadalquivir. Ninguno coincide tampoco con el centro histórico de la ciudad, aunque no están exactamente a las afueras. De hecho, El Prado, Huerta de la Salud y El Porvenir se encuentran en las cercanías de la histórica plaza de España y de uno de los mayores jardines de la ciudad.

Salvo el barrio de El Prado, construido en los terrenos de la Exposición Iberoamericana de Sevilla de 1929, las zonas de mayor renta no coinciden con los alquileres y los precios de venta más elevados. Santa Clara, el barrio con mayor renta, ni siquiera aparece en el top 10 de precios de vivienda. Un alquiler en este barrio (con una renta anual media de 52.104 €) cuesta 891 € al mes y comprar un piso algo más de 250.000. En El Prado (49.987 € de renta media por hogar), el alquiler medio es de 1.213 € al mes y comprar un piso ronda los 665.000.

Donde sí se ve cierta diferencia es en el tamaño de las viviendas. Mientras que en muchos barrios céntricos las casas no superan, de media, los 60 m2, la media de El Prado y Bami es de más de 90m2 y, en el resto de los barrios más ricos, está entre 60 y 90 m2. El barrio de Santa Clara destaca también porque en él predomina la vivienda nueva, mientras que, en la mayor parte de la ciudad, la norma son las viviendas antiguas.

Valencia: los ricos, en el Eixample

La tercera ciudad española en términos de población no es diferente al resto. En Valencia, los ricos tampoco viven en el centro. En la ciudad levantina, los barrios de mayor renta coinciden con los ensanches que muchos núcleos urbanizaron en el siglo XIX para expandir la ciudad más allá de las murallas originales. Así, en Valencia, los barrios de mayor renta se sitúan en el Eixample (Gran Vía y el Pla del Remei), El Pla del Real (Exposició, Jaume Roig, Ciutat Universitaria y Mestalla) y Camins al Grau (Penya-Roja).

Todos ellos se encuentran entre los barrios donde la vivienda tiene un mayor coste, sobre todo, en los dos casos del Eixample. La media del alquiler en el Pla del Remei es de 1.437 € al mes y comprar una vivienda supone un desembolso medio de 600.000 €. Mientras en toda la ciudad, incluyendo los barrios de mayor renta, abundan los edificios históricos, el barrio de Penya-Roja destaca por contar con vivienda mayoritariamente nueva. Es un patrón que ya hemos visto en Barcelona (La Vila Olímpica del Poblenou) y Sevilla (Santa Clara).

Penya-Roja vuelve a destacar por el tamaño de sus viviendas (de entre 60 y 90 metros cuadrados de media). Salvo el caso de Mestalla, en todos los barrios ricos cuentan con casas y apartamentos de mayor tamaño que la media.

En Valencia, de nuevo, los barrios más ricos no tienen una densidad de población elevada, aunque están en la media. Por ejemplo, Mestalla cuenta con 17.608 habitantes por kilómetro cuadrado y Penya-Roja con 13.163. Mientras, los barrios céntricos y de renta más baja están más poblados, como es el caso de Aiora (38.966) o la Creu del Grau (39.013), ambos entre los más densos de la ciudad. Con la excepción de Penya-Roja, con una media de edad de entre 25 y 30 años, los barrios más ricos coinciden también con los de población de mayor edad.

A nivel servicios, los barrios del Eixample y el Pla del Real tienen mejor acceso a colegios y hospitales que los del centro histórico, cuentan con buen transporte público y tienen una oferta cultural y de ocio más nutrida, razones que podrían motivar a las familias de mayor poder adquisitivo a vivir aquí.

Bilbao, en los márgenes de su ría

La capital de Euskadi confirma la regla, pero no por ser la excepción. Los dos barrios con mayor renta bruta media conforman también el ensanche: Abando e Indautxu. El resto los siguen a lo largo de la ribera norte de la ría de Bilbao y están todos alejados del centro histórico, aunque a no mucha distancia de sus conocidas siete calles. Ninguno de los seis barrios de mayor renta está entre los de mayor densidad de población. Por ejemplo, Abando tiene 19.589 habitantes por kilómetro cuadrado, mientras Solokoetxe, al lado del centro histórico, tiene 50.132.

En una ciudad en la que predomina la compra frente al alquiler en todos los barrios, Abando e Indautxu tienen también los precios de vivienda más altos. Comprar una casa en cualquiera de los dos barrios del ensanche se acerca al medio millón de €, mientras los alquileres superan los 1000 € al mes. Sin embargo, otros tres de los barrios con mayor renta (Arangoiti, Diseminado Deustu y la Ribera) no aparecen entre los 10 más caros.

Con la excepción de los barrios de menor renta y más alejados del centro, en Bilbao predominan los apartamentos de varias habitaciones y de más de 60 metros cuadrados, independientemente de la renta media del barrio. Las zonas de rentas más altas coinciden en Bilbao con los barrios donde vive una mayor proporción de familias con hijos y matrimonios en los 40 y 50 años. Por otro lado, la población más joven y la mayor proporción de solteros se concentra en el Casco Viejo.

A nivel servicios, los barrios de mayor renta en Bilbao son también los mejor servidos. Tienen un acceso por encima de la media a guarderías, colegios y oferta cultural. Cuentan también, como la mayor parte de la ciudad, con buen acceso al transporte público.

Los datos han hablado. Aunque las cinco ciudades tienen particularidades, hay ciertos patrones comunes. Vivir en el centro no es tan importante para las familias con mayores ingresos y tampoco parece serlo el acceso a servicios, quizá debido a su mayor acceso al transporte.

En ninguna de las ciudades existe una relación directa entre precio y renta media, pero sí que los barrios ricos aparecen regularmente entre los 10 más caros. La relación más directa que aparece es con el tamaño y el tipo de la vivienda, algo asociado directamente con la calidad de vida. Los barrios más ricos cuentan con viviendas más grandes y de más habitaciones y aparecen entre las zonas con menor densidad de población dentro de la ciudad.

* Todos los datos recogidos en este artículo han sido extraídos de la herramienta Eligebientubarrio.com
Estos datos se actualizan periódicamente, por lo que es posible que existen ciertas discrepancias con los datos actuales. Entra en Eligebientubarrio.com para ver las últimas actualizaciones de datos.


Tu opinión es muy importante para nosotros.

¿Te ha aportado valor esta información?

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (5 votos, media: 2,40 sobre 5)
Cargando…