Mitos del inversor novato
Tiempo de lectura: 5 minutos

La inversión no es una prioridad para el español medio. Así lo demuestra el hecho de que, según datos del Banco de España, nuestro dinero siga refugiándose en depósitos. Por eso, cuando llega el momento de invertir, es fácil caer en falsas creencias que condicionarán lo que hagamos con el capital y nos pueden llevar a tomar malas decisiones como pequeños inversores, empezando por la de no hacer nada.

Estos son los 9 mitos sobre inversión y finanzas más extendidos que harías bien en desterrar de tu cabeza.

Buscar inversiones seguras… pero muy rentables

El pequeño inversor español es conservador por naturalezaQuiere ganar pero, sobre todo, detesta perder y por eso busca y busca fórmulas para obtener una gran rentabilidad de forma segura. El resultado suele ser un gran desencanto cuando no las encuentra o cuando cree haberlas encontrado, hasta que se da cuenta de que puede perder parte de su dinero.

Entre las máximas que hay que tener claro es que rentabilidad y riesgo tienden a ir de la mano cuando invertimos. El motivo es que cuanto menor es la certidumbre en una inversión, mayor retorno debes exigir. Por fortuna, existen fórmulas para mitigar ese riesgo o hacerlo más asumible. La primera es una buena diversificación de las inversiones y la segunda, invertir a largo plazo. Eso sí, esta filosofía no está exenta de riesgos que también se deben asumir.

Queremos invertir a largo plazo, pero queremos ganancias ya

Un 28% de los pequeños inversores en fondos lo hace como complemento para la jubilación según el Observatorio Inverco. En otras palabras, invierten a largo plazo con horizontes temporales de más de 10 años.

Invertir a largo plazo es mucho más atractivo que hacerlo a corto plazo. En lugar de un especulador eres un inversor paciente. Sin embargo, a la hora de la verdad la urgencia tiende a imponerse en un mundo que cada vez gira más rápido. Y estas urgencias suelen tender a costar dinero y hacer que nuestro comportamiento como inversores no se adapte a nuestros objetivos reales.

Invertir a largo plazo ahora

Fuente: Vicente Varó en Finect

Para que lo entiendas mejor, si inviertes a largo plazo, no debería preocuparte que la bolsa suba hoy o baje mañana. Lo que debe importarte es que a largo plazo los mercados tienden a su media, y en periodos de 20 años esta siempre ha sido positiva.

Queremos ganar rápido, y también hacerlo siempre

Todos los traders e incluso los grandes inversores han sufrido reveses a lo largo de su carrera. Lo explicaba Francisco García Paramés ante las pérdidas que su gestora acumula en Cobas por su inversión en Arytza:

En los últimos 30 años nos han quebrado 40 o 50 compañías. La clave es equivocarte con poco dinero, en este caso el error más importante ha sido hacerlo con más dinero de lo normal. Vamos a tener equivocaciones, lo único que tenemos que intentar es que en aquellas ocasiones en las que invertimos cantidades importantes el grado de seguridad sea muy alto”. Francisco García Paramés

Las redes sociales han contribuido a crear la falsa impresión de que en bolsa se puede ganar rápido y hacerlo de forma consistente. Nada más lejos de la realidad. De hecho, esta creencia, tan extendida como inexacta, es lo que dio pie a la inversión indexada de John Bogle. Para que lo entiendas mejor, en un periodo de 15 años sólo 6 fondos de pensiones españoles superan la rentabilidad del Ibex 35. El Plan Naranja S&P 500 es uno de ellos.

Las inversiones que merecen la pena son para personas ricas

Como acabas de ver con el comentario anterior, uno de los mejores planes de pensiones de la última década es de ING y no es sólo para ricos. Cualquier persona puede acceder a él.

Lo que ocurre en realidad en este punto es que cuanto más capital de partida tienes, mayores son las opciones de diversificar y también más riesgo puedes asumir a igualdad de condiciones.

Inversión NARANJA+

El método de inversión todo en uno

Con Inversión NARANJA+ inviertes en los principales mercados del mundo a través de los Fondos Cartera NARANJA.

Sin inversión mínima. Con menos gastos y comisiones. Con tu dinero siempre disponible.

Puedes consultar el nivel de riesgo y los riesgos asociados a cada Fondo Cartera NARANJA en la web.

Para invertir hace falta mucho dinero

Es una de las frases más repetidas por el pequeño inversor. Sin embargo, lo cierto es que gracias a las nuevas tecnologías y a los cambios en el modelo de gestión financiera, hoy no hacen falta grandes cantidades para invertir. Muchos fondos de inversión tienen mínimos de entrada desde 200 € y hay carteras modelo en las que puedes invertir desde 50 € al mes e incluso menos.

Creer que no tenemos suficientes conocimientos

Este es un miedo muy habitual entre los pequeños inversores y también entre quienes quieren emprender pero no se deciden a dar el paso. Como decía John Bogle, padre de la inversión pasiva, “el mayor enemigo de un buen plan, es soñar con el plan perfecto. Quédese con el plan bueno”.

En cualquier caso, hoy en día ni siquiera es necesario saber de finanzas para invertir. Gracias a servicios de carteras modelo se puede acceder a una cartera de inversión bien diversificada y a coste asequible creada por expertos en inversión.

Invertir en sólo cuestión de números

En línea con el caso anterior, es fácil pensar que en la inversión sólo cuentan los números y la lógica. En realidad, las emociones juegan un papel clave y son tanto o más importantes que acertar en tus inversiones. En ellas recaen errores de bulto como no saber vender a tiempo cuando la acción cae o vender antes de tiempo cuando sube.

La economía conductual ha desvelado cómo nos afectan muchos de estos sesgos al invertir, como el sesgo de la ilusión de control o el sesgo de la contabilidad mental.

Creer que para invertir hay que estar siempre pendiente del mercado

No tengo tiempo para invertir. Si alguna vez te has planteado esta frase es porque tu mente ha tomado como modelo de inversor al que ha visto en las películas de cine . Invertir puede ser un proceso al que dedicar las 24 horas del día o uno que no te lleve más de 10 minutos al mes.

La clave está en el estilo de gestión financiera que sigas. Si eres un inversor a largo plazo que apuesta por una estrategia Buy & Hold (comprar y mantener en cartera), lo que ocurra a corto plazo no debe importante demasiado. De hecho, muchos inversores de éxito tardan incluso varios meses en volver a revisar su cartera. Es aburrido, sí, pero al menos está demostrado que funciona.

Confundir valor y precio

Por último, hay un error muy habitual que cometen los pequeños inversores cuando analizan una acción y es confundir precio con valor. Determinar el valor de una empresa es mucho más difícil que saber cuánto tendrás que pagar por comprar la acción en un momento determinado.

El precio es lo que pagas, el valor es lo que recibes. Warren Buffett

Dicho de otro modo, el precio es lo que hemos pagado por un valor que cotiza en bolsa, por ejemplo, mientras que su valor depende de otras variables más difíciles de cuantificar.

En Naranja I Tendríamos menos miedo a invertir si sustituyésemos estas 7 palabras

,

Tu opinión es muy importante para nosotros.

¿Te ha aportado valor esta información?

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (4 votos, media: 5,00 sobre 5)
Cargando…