¿Puedo retirarme antes de los 65 años? Estas son las consecuencias de la jubilación anticipada

La edad legal de jubilación en España en 2018 es de 65 años y seis meses, aunque va  ir aumentando cada año hasta alcanzar los 67 años que fija la ley en 2022. Muchos españoles esperan con ansia ese momento en el que suene el despertador y no tengan que levantarse para ir a trabajar. Pero ¿y si no fuese necesario esperar tanto?

En España, es posible jubilarse antes de los 65 años en determinados casos y cumpliendo una serie de requisitos, pero no siempre es la opción más recomendable. Veamos por qué.

Qué es la jubilación anticipada

La jubilación anticipada es como se denomina a la posibilidad de adelantar la jubilación ordinaria para retirarse antes de tiempo. En España existen varias fórmulas para dejar de trabajar sin haber cumplido los 65 años, y esta es una de ellas.

La jubilación anticipada permite retirarse hasta dos años antes de la edad ordinaria de jubilación y está al alcance de cualquier trabajador, siempre que cumpla con los requisitos legales.

¿Bajo qué condiciones es posible jubilarse antes de los 65 años?

Los requisitos cambian dependiendo de si la baja es voluntaria o forzosa. En caso de que seas tú quien solicita la baja de forma voluntaria, hay cuatro aspectos que debes tener en cuenta:

  • Sólo te podrás jubilar dos años antes. En la mayoría de casos se podrá pedir la jubilación anticipada a los 63 años, aunque hay sectores que permiten acceder a esta posibilidad antes. Se trata de trabajos concretos que requieren una gran carga de trabajo físico, trabajar con materiales tóxicos o simplemente son peligrosos o insalubres. Este tipo de empleados pueden jubilarse dos años antes de la edad que, legalmente, les tocaría.
  • Estar dado de alta en la Seguridad Social.
  • Haber cotizado un mínimo de 36 años, de los cuales dos deben encontrarse dentro de los 15 últimos años.
  • La pensión a cobrar tiene que superar la cuantía mínima que te correspondería en el caso de jubilarte a los 65 años. De esta manera evitarás que se aprovechen del sistema de pensiones.

Hipoteca NARANJA

Elige bien

Estar bien es estar con quien tú quieras estar. Elige bien.

Desde euríbor +0,99%
1,99% TIN primer año
(1,77 % TAE Variable)*.

0 % comisión de apertura.
0 % comisión por subrogación.
0 % compensación por desistimiento parcial o total.

La jubilación forzosa, la otra modalidad de jubilación anticipada

La cosa cambia cuando se trata de una jubilación anticipada forzosa. Si son las circunstancias de la empresa las que te obligan a dejar de trabajar antes de tiempo los números son diferentes:

  • Puedes jubilarte hasta 4 años antes de la edad ordinaria. En 2018 esto quiere decir que deberás tener 61 años y 6 meses.
  • Haber cotizado por lo menos 33 años, de los que dos deben estar entre los 15 últimos.
  • Estar inscrito como demandante de empleo en el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) por lo menos los seis meses anteriores a presentar la solicitud.

El cese laboral tiene que producirse como consecuencia de alguna causa de extinción del contrato laboral. Dentro de estas se incluyen:

  • El despido colectivo según figura en el artículo 51 del Estatuto de los trabajadores.
  • El despido objetivo según el artículo 52 del mismo texto.
  • La existencia de una fuerza mayor en la extinción del contrato que refleja el artículo 51.7 del documento.
  • Cuando existe una resolución judicial que extingue el contrato.
  • Por fallecimiento, jubilación o incapacidad del dueño de la empresa o el cierre de la sociedad por otro motivo.

Cómo pedir la jubilación anticipada

 

Ahora que ya sabes quienes pueden acceder a la jubilación anticipada sólo quedan dos pasos más antes de tomar tu decisión: cómo solicitar formalmente el retiro anticipado, y qué consecuencias tiene jubilarse de forma anticipada.

Para pedir la jubilación anticipada debes dirigirte a las oficinas del Instituto Nacional de la Seguridad Social donde habrá que rellenar el impreso de solicitud de la pensión de jubilación, que puedes ver aquí. Una vez presentado, la Seguridad Social debe resolver, en un plazo máximo de 90 días, si tramita o no la solicitud. Actualmente, el plazo medio de respuesta es de 19 días.

Ventajas y beneficios de la jubilación anticipada

Jubilarse lo antes posible es un sueño compartido por muchísimas personas. El principal motivo es que la mayoría trabaja para ganar un salario con el que pagar las facturas y comprar el bien más valioso: tiempo.

Jubilarse a los 63 años te regalará dos años de tiempo para hacer lo que quieras y dos años de salud adicional. Y es que, te guste o no, a los 63 estarás físicamente mejor que a los 65 años.

Consecuencias: perder parte de la pensión

La parte negativa de jubilarse antes de los 65 años es que no cobrarás el 100% de la pensión. Tener hasta dos años más de tiempo implica que el Estado te está regalando hasta 24 más de pensión y para poder disfrutar de ese beneficio tendrás que hacer un sacrificio.

Para calcular tu pensión la Seguridad social aplicará una serie de coeficientes reductores en función del tiempo cotizado y el tiempo que adelantes la jubilación. Cuanto más te falte para alcanzar la edad de jubilación legal, mayor será ese coeficiente y menor tu pensión.

Estos son los coeficientes correctores para disfrutar de la jubilación anticipada voluntaria en función del tiempo que hayas cotizado:

  • Coeficiente del 2 % por trimestre si has cotizado menos de 38 años y 6 meses.
  • Coeficiente del 1,875 % por trimestre si has cotizado más de 38 años y 6 meses pero menos de 41 años y 6 meses.
  • Coeficiente del 1,750 % por trimestre si has cotizado más de 41 años y 6 meses pero menos de 44 años y 6 meses.
  • Coeficiente del 1,625 % si has cotizado más de 44 años y 6 meses.

A efectos prácticos, esto quiere decir que cada año cobrarás entre un 8% y un 6,5% menos de pensión dependiendo del tiempo que hayas trabajado. Si adelantas dos años tu jubilación y has cotizado, por ejemplo, 40 años,  el coeficiente reductor será del 15 %.

A modo de ejemplo, esto es lo que dejarías de cobrar con una pensión anual de 21.000 euros en cada uno de los tramos si decides jubilarte dos años antes de la edad ordinaria:

Período cotizado Menos de 38 años y 6 meses Entre 38 años y 6 meses y 41 años y 6 meses Entre 41 años y 6 meses y 44 años y 6 meses Más de 44 años y 6 meses
Coeficiente reductor 16 % 15 % 14 % 13 %
Descuento anual en la pensión 3360 € 3150 € 2940 € 2730 €
Pensión total anual 17.640 € 17.850 € 18.060 € 18.270 €

Ahora que ya tienes claros los números todo es cuestión de hacer cuentas para ver si te compensa o no esa pérdida por ganar dos años de tiempo.

En Naranja I ¿Qué impuestos pagamos al aportar y recuperar dinero en un plan de pensiones?